Un rincón para diversos temas
Cine
Música Varios Fotografías Relatos Quiénes Somos

Lo que no nos quieren contar






por Xabier Andrés

¿Quién no ha oído alguna vez hablar de los OVNIS?

Porque los ovnis existen....

¿Pero qué significa la palabra ovni, qué es?

En principio, como dicen las siglas, es un Objeto Volante No Identificado. A veces existen explicaciones racionales (dentro del conocimiento humano) que pueden explicar esos fenómenos, luces o cosas extrañas que aparecen en nuestros cielos, con lo cual dejan de ser OVNIS o también se les denomina falsos OVNIS. Se conoce su procedencia (origen).

Algunos ejemplos de falsos OVNIS identificados son: Lubbock, Texas, EE.UU, 1951. Luces blancas sobrevolaban la ciudad. Confundió durante varios años a los expertos. Al final resultaron ser gansos en vuelo migratorio. Las luces procedían del reflejo de las propias luces de la ciudad sobre sus cuerpos.

Otro claro ejemplo suele ser  el planeta Venus junto con algún otro fenómeno astronómico confundido con OVNIS.  Pero lo verdaderamente atrayente del tema no es esto. No nos interesa aquello que se puede explicar, sino que hablamos de esos casos que a priori no tienen una explicación “racional” ¿qué son? La lógica (nuestra ciencia), no lo explica, al menos por ahora.

Para los amantes del misterio, lo oculto y lo paranormal, quizá locos, quizá gente con la mente mas abierta, son seres que proceden del espacio exterior. La explicación está clara. Esta “teoría” como se ve (se puede comprobar) no deja a casi nadie indiferente. Genera controversia. Hay gente a favor y en contra, ¿quién tiene la razón? Ésta es una buena pregunta. Que el futuro lector después de leer esto escoja su posicionamiento (su verdad).

Todo el mundo ha oído hablar del fenómeno OVNI, no es algo nuevo. Existen leyendas de tiempos remotos, en las que según cuentan éramos (¿supuestamente?) visitados.  

Los defensores de esta inteligencia extraterrestre hablan de Nazca como pistas de aterrizaje para sus naves. Se ha llegado a hablar de que han sido construidas por extraterrestres. Poco probable en este caso, muy rudimentarias para una inteligencia tan avanzada que cruza el universo. Mi opinión al respecto, al igual que para muchos otros, es que en este caso especial los indígenas del Perú  vieron algo en  el cielo o en la tierra  y de algún modo lo intentaron representar. Seres capaces de surcar el cielo ¿y qué más cosas? Debían de ser dioses.






Veamos otro ejemplo que los ufólogos califican como determinante: El viaje del hombre a la Luna. 

La grabación de la comunicación que mantuvo Armstrong con Houston dice algo tal que así:

-¡Houston, esto es increíble! Observamos unas construcciones sobre la superficie, creo que deberíamos echar un vistazo.

-Somos conscientes de ello, ya sabemos de su existencia, por favor vayan al punto seleccionado para el alunizaje.

-¡Pero lo que estamos viendo es increíble!

-¡¡Le ordenamos que cumpla con las ordenes y olvide lo que ha visto!!

 
Cuentan que después de aquello ya no volvió a ser el mismo hombre, gastó toda su fortuna buscando indicios de inteligencia extraterrestre en la tierra. Los detractores del tema dan como explicación que ese estado de enajenación fue consecuencia de la reclusión que sufrieron estos astronautas después de su viaje. ¿A qué pruebas fueron sometidos después de su viaje? En mi opinión, lo que allí se vio no lo sabe nadie (ciudadano de a pie). Sólo existe esa grabación filtrada, ¿tenían un conocimiento previo de lo que allí se iban a encontrar además de rocas y polvo? La grabación así lo parece demostrar. ¿Qué se vio en televisión? Podríamos llevarnos una sorpresa, porque seguramente lo que nos pasaron por televisión fue una película. Ya se sabe, EE.UU. la industria del cine.

Era la guerra fría, difícil de engañar a la antigua URSS. Así que realmente tuvieron que ir en plena competencia espacial. Lo que aquellos hombres vieron allí arriba no lo sabemos, sólo la película que nos pusieron por la tele. Ésa es mi opinión. Recomiendo leer Terror en la Luna  de J.J. Benítez. Seguro que no os dejará indiferentes.


Otro caso desconcertante es el OVNI de Manises. Caso que se dio en España en 1979, donde un avión que cubría un vuelo entre Mallorca y Alicante tuvo que ser desviado a Manises (Valencia). Explicación: un “objeto” desconocido lo estaba persiguiendo. Esto fue lo que sucedió a grosso modo:

 -¡Atención torre de control! Tenemos un objeto a unas 6 millas. Llamo para confirmar la existencia de algún aparato en esta zona.

-Negativo. No hay ningún vuelo registrado en su zona, no nos consta. Los radares no detectan nada.

-¡Le comunico que el objeto se aproxima, por favor, vuelvan a comprobarlo, lo tengo a unas tres millas!

-¡Negativo, no se registra tráfico aéreo en su zona!

El pánico va cundiendo en la cabina. Un objeto que realiza maniobras inverosímiles se les acerca, acelera y se para de golpe. Asciende y desciende a velocidades increíbles. Parece que la primera ley de Newton le da igual.

El piloto opta por:

 - ¡atención base, vamos a realizar un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto de Manises!

 - De acuerdo. Vamos a mandar de todas formas un avión de reconocimiento.

Un avión de combate sale de la base militar para  inspeccionar. Encuentra el “objeto” OVNI, lo ve a través de su cabina. El radar no se inmuta. Ahí delante no hay nada, pero él lo ve. De repente, se activa el sistema de blocaje del avión. Para los profanos en el tema como yo, aunque el tema de la aeronáutica es lo de menos, el blocaje es un sistema que llevan los cazas y permite saber cuándo han sido detectados por otro avión u otro sistema de detección. El capitán que pilotaba activó los mísiles por infrarrojos. Sorpresa, aquello de allí arriba que lo ha detectado no emite calor. Nada en la pantalla del infrarrojo. El OVNI u objeto se aleja. El caza lo persigue. Es increíble, sea lo que sea tiene una capacidad de maniobrabilidad enorme. En 15 minutos se desplaza desde Valencia hasta Zaragoza. El objeto continúa alejándose.

 
Piloto: -pido permiso para accionar el supersónico.

Base:   -Denegado, vuelva a la base.

Y así acaba el caso del famoso OVNI de Manises que saltó a la prensa internacional.

 
Otro caso: 7 de enero de 1948, Madisonville, EE.UU. Se vio un “objeto” gigantesco sobre el cielo de Kentucky. Se enviaron tres aviones Mustang P-51. Uno de los pilotos, Thomas Mantell, comunicó que parecía ser metálico. Los otros pilotos abandonaron la persecución. Él intento alcanzar el objeto. Horas más tarde se halló el aparato de Mantell destruido. Que cada uno juzgue.

Casos se pueden contar mil. Cada país avanzado tiene registrados centenares de casos como estos. Expedientes clasificados. Ante esto, ¿se han posicionado los gobiernos? ¿Tiene su importancia o es simplemente una majadería?

Hablemos ahora de algo muy relacionado con el tema: Los hombres de negro. Si han visto Expediente X seguro que no le son extraños. ¿Existen? ¿Sí o no? Admitirlo sería reconocer lo anterior. Para aquellos que no lo sepan, la misión de estos hombres, cuya existencia no está demostrada, es impedir que el fenómeno OVNI salga a la vía pública. ¿Quiénes son? No te hagas esta pregunta si no eres capaz de responder a la primera. ¿Procedencia? ¿Están bajo las órdenes de los gobiernos?

 
Entre los ufólogos se cuentan anécdotas de misteriosos hombres, curiosamente vestidos con ropas oscuras, que no muestran una cara tan amable como en Men in Black. 
Para conocer más sobre los hombres de negro escuchad 3er Milenio (www.ikerjimenez.com). Pinchad en la edición de los viernes sobre el enlace Hombres de Negro.